El comisionado presidencial para el Centro de Gobierno del mandatario interino Juan Guaidó, Leopoldo López, afirmó que los responsables de violaciones de derechos humanos en el madurismo tendrán que rendir cuenta ante la justicia por sus acciones.

López hizo referencia a las reiteradas menciones de las Fuerzas de Acciones Especiales (Faes) de la Policía Nacional Bolivariana (PNB), el Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin), la Dirección General de Contrainteligencia Militar (Dgcim) y la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) en el informe de la Misión internacional independiente de determinación de los hechos sobre Venezuela presentado por la Organización de las Naciones Unidas (ONU).

“Todas las víctimas de las violaciones a los DDHH a manos de esos cuerpos recibirán justicia”, aseveró.

El líder político sostuvo que las Faes no solo deben disolverse, sino también “rendir cuentas ante tribunales internacionales”.

La declaración coincide con la posición de la alta comisionada para los Derechos Humanos de la ONU, Michelle Bachelet, quien pidió en 2019 disolver ese cuerpo armado policial por estar inmerso en graves violaciones a los Derechos Humanos.

Comments

Comments are closed.