El Consejo de Ministros del Gobierno de España ha aprobado este martes varias contribuciones voluntarias a organismos internacionales, por un total de 17 millones de euros, dirigidos a paliar la crisis humanitaria de la población venezolana desplazada, así como el impacto en las comunidades de los países de acogida.

Se trata del primer tramo de los 50 millones de euros que el Gobierno comprometió para 2020-2022 el pasado mes de mayo, en la conferencia internacional de donantes que coorganizó con la UE.

Según ha informado el Ministerio de Asuntos Exteriores, UE y Cooperación, la Organización Internacional para las Migraciones (OIM), el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los refugiados (ACNUR) y el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) serán los organismos que trabajarán con financiación española dar asistencia básica a las personas desplazadas, reforzar las capacidades de las comunidades de acogida y contribuir a la protección de la población más vulnerable.

En concreto, la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AECID) realizará una contribución cinco millones de euros a la OIM, la misma cantidad al BID y siete millones de euros a ACNUR.

Entre las iniciativas previstas por estos tres organismos están el fortalecimiento de los sistemas de asilo nacionales, la asistencia legal gratuita, el apoyo a menores no acompañados, la inclusión socioeconómica, medidas sanitarias y de fortalecimiento de los sistemas públicos de salud, el mapeo regional de la situación, la lucha contra la discriminación y las operaciones financieras para proyectos de desarrollo.

20 MILLONES EN 2017-2019

Según las cifras de Exteriores, desde 2017 hasta 2019 la Cooperación Española ha aportado veinte millones de euros en respuesta humanitaria a esta crisis, tanto en la región como dentro del país ibérico.

En 2019, el 42% de los fondos humanitarios de la AECID se destinó a la emergencia venezolana, que considera la segunda crisis de desplazamiento externo más grave en el mundo, únicamente superada por la crisis de Siria, y que desde 2017 ha llevado al exilio a 5,5 millones de venezolanos, de los que el 85 por ciento permanece en la región.

El Gobierno español asegura que la atención a la crisis migratoria venezolana es una prioridad para España y recuerda que en la conferencia de mayo se consiguió una recaudación récord de 2.512 millones de euros.

Según los datos de octubre de 2020 de la Plataforma de Coordinación para Refugiados y Migrantes de Venezuela, actualmente hay 4,6 millones de migrantes y refugiados venezolanos en América Latina y el Caribe.

De ellos, 1,8 millones se encuentran en Colombia, más de un millón en Perú y 418.000 en Ecuador. Se prevé que la cifra total de desplazados pueda aumentar hasta 6,5 millones a finales de año.

Con información de agencias.

Comments

Comments are closed.