La presidenta interina de Bolivia, Jeanine Áñez, recibió este martes las cartas credenciales de José Cumare, representante del presidente interino venezolano Juan Guaidó, reconocido como tal por casi 60 países.

La mandataria saludó a Cumare en un acto protocolario que se realizó en el Palacio de Gobierno de La Paz, tras el cual el venezolano se retiró sin hacer declaraciones.

La Asamblea Nacional (AN, Parlamento) de Venezuela autorizó a principios de mes las designaciones que Guaidó, también jefe de la Cámara, comunicó por escrito a los diputados, quienes aprobaron la moción en una sesión legislativa virtual, en la que no se pudo comprobar el número de parlamentarios presente ni los votos emitidos.

Aunque el opositor al madurismo venezolano se refiere a estos representantes como “embajadores”, ninguno de ellos cuenta con atribuciones diplomáticas ni capacidad para realizar gestiones requeridas por venezolanos en el extranjero más que la admisión de entrada a naciones amigas con pasaporte vencido por un período limitado.

El Gobierno transitorio de Áñez mantiene una política de acercamiento a Juan Guaidó, tras romper con el gobernante en disputa venezolano, Nicolás Maduro, en una línea opuesta a la que mantenía el expresidente boliviano Evo Morales.

En el marco de esa política, en diciembre pasado confirmó el ingreso del país en el Grupo de Lima, con miras a contribuir a una salida a la situación en Venezuela, junto al resto de países latinoamericanos que lo integran y desconocen al Gobierno en disputa de Maduro para apoyar como presidente encargado a Guaidó.

El candidato presidencial del Movimiento al Socialismo (MAS) de Morales, Luis Arce, virtual ganador de los comicios generales celebrados el pasado domingo, confirmó este martes en una entrevista con Efe que restablecerá las relaciones con el Gobierno en disputa de Maduro.

Además del representante de Guaidó, Áñez también recibió las cartas credenciales de los nuevos embajadores de Egipto, Magda Safwat Abdelhamid; Panamá, Enrique Garrido; Japón, Osamu Hokida; Perú, José Boza, y de la Unión Europea (UE), el austríaco Michael Dóczy.

Cada diplomático se reunió por separado con la presidenta interina, tras lo cual recibieron homenajes militares a cargo de una tropa del regimiento Colorados de Bolivia, la escolta presidencial del país.

Con información de EFE.

Comments

Comments are closed.