Kevin Martin, de 28 años, se ha gastado más de 5.175 dólares (USD) en artículos con temática de Super Mario, incluyendo videojuegos, revistas y juegos de mesa, desde que adquirió su primera figura de acción basada en la serie de videojuegos a la edad de nueve años, en el año 2000.

El joven, de Chicago, EE.UU., cree que su colección, que lleva alimentando desde hace más de dos décadas, es la más grande fuera de Japón, pero no lo suficientemente grande para él, a pesar de que apenas cabe en su habitación de invitados.

Como buen coleccionista, este fanático de Nintendo solo permite a un reducido grupo de personas de confianza el poder acercarse a verla y eso incluye a su familia y a seis amigos.

Con información de agencias.

Comments

Comments are closed.