De acuerdo con el Ministerio de Relaciones Exteriores y Movilidad Humana de Ecuador (MREMH), uno de los objetivos de la VI Ronda del Proceso de Quito es lograr acciones coordinadas y conjuntas por parte de los países de la región para identificar áreas prioritarias donde se pueda apoyar a los migrantes y refugiados provenientes de Venezuela.

Carlos Alberto Velasteguí, viceministro del MREMH sostuvo que el Proceso de Quito – el que surgió hace dos años – ha avanzado en su gestión y es un foro idóneo “para el diálogo efectivo, el intercambio de buenas prácticas, la cooperación regional y la identificación de áreas prioritarias de acción intergubernamental”, especialmente en un momento donde la pandemia del COVID-19 presenta nuevos retos.

En un comunicado de prensa el ministerio apunta que es necesario revisar las prioridades y acciones ante el fenómeno de la migración venezolana; pues además de los efectos sanitarios, la emergencia deriva en consecuencias socioeconómicas que influyen en la realidad de la movilidad humana.

Precisamente este miércoles, el presidente de Ecuador, Lenin Moreno, aprovechó su intervención ante la 75ª Asamblea General de la ONU para expresar el compromiso de su país con la diáspora venezolana

Continuaremos apoyando decididamente el pacto mundial para una migración segura, ordenada y regular, así como la Declaración de Quito sobre movilidad humana de ciudadanos venezolanos en la región”, aseveró Moreno en su intervención.

Durante el evento Alemania, Canadá Estados Unidos, España y la Unión Europea, reafirmaron su compromiso con la iniciativa y se pronunciaron sobre los distintos montos otorgados para atender la crisis humanitaria. Asimismo, ofrecieron todo el apoyo técnico, financiero e institucional a los países de acogida para superar la crisis humanitaria desencadenada por la situación política de Venezuela.

En la reunión, también se dio a conocer que Francia decidió formar parte de esta iniciativa.

VOA.

Comments

Comments are closed.