Una compañía productora de asfalto con sede en Boca Ratón, Florida, ha sido obligada a pagar una multa de 16 millones de dólares bajo acusación de soborno, relacionado con PDVSA en Venezuela y otras entidades en Ecuador y Brasil.

Un despacho del Departamento de Justicia de Estados Unidos informó el martes que Sargeant Marine Inc. se declaró culpable y aceptó pagar 16,6 millones de dólares “para resolver cargos relacionados con esquemas de soborno en el extranjero en Brasil, Venezuela y Ecuador”.

La trama se habría realizado entre 2010 y 2018, debido a que, según confesaron los inculpados, la empresa pagó millones de dólares a funcionarios extranjeros para obtener contratos de compra o venta de asfalto a empresas petroleras estatales de esos países.

“Con la declaración de culpabilidad de hoy, Sargeant Marine ha admitido haber estado involucrada en un patrón de pago de sobornos a funcionarios corruptos en tres países sudamericanos para obtener negocios lucrativos”, dijo el Secretario de Justicia Auxiliar Interino Brian C. Rabbitt de la División Criminal del Departamento de Justicia.

La compañía admitió que sobornó a cuatro funcionarios de Petróleos de Venezuela, S.A. (PDVSA) en Venezuela “a cambio de información privilegiada y por su asistencia en la gestión de contratos para comprar asfalto de PDVSA a un nominado por la empresa”.

También declaró que usaron nombres en clave para ocultar las identidades de algunos de los funcionarios de PDVSA que recibieron los sobornos, refiriéndose a ellos simplemente como “Oiltrader”, “Tony” y “Tony 2” en correos electrónicos y mensajes de texto.

El comunicado de Justicia identificó a David Díaz, como uno de los exfuncionarios de PDVSA que actuó como intermediario de dichos sobornos en aquel país.

Las operaciones consistieron en transferir pagos de comisiones a cuentas bancarias estadounidenses y extranjeras que la entidad controlaba y así pagó a los funcionarios venezolanos.

En Brasil admitió haber usado a un ministro del gobierno, un miembro de alto rango del Congreso y altos ejecutivos de Petróleo Brasileiro S.A.-Petrobras para obtener valiosos contratos de venta.

En tanto en Ecuador, dijo que sobornó a un funcionario de la petrolera estatal de Ecuador, EP Petroecuador (Petroecuador), para obtener un contrato en 2014 para el suministro de asfalto.

VOA.

Comments

Comments are closed.