La agencia Reuters señaló este lunes que el Estado ruso redujo su participación en Rosneft y abandonó su posición mayoritaria como parte del acuerdo anunciado el fin de semana para adquirir los activos de la gigante petrolera en Venezuela.

Una fuente cercana a la operación comentó que Rosneftegaz había reducido su posición en Rosneft en 9,6% como parte del acuerdo sobre Venezuela, traspasando esa participación a Rosneft como pago por sus activos en la nación sudamericana.

“Esto significa que, al menos en papel, el Estado ya no tiene el control (sobre Rosneft)”, dijo la fuente.

Vale recordar que Rosneft anunció el pasado sábado que vendió todos sus activos en Venezuela a una compañía no identificada controlada por el gobierno ruso e indicó que recibiría un pago de retorno por un valor de 9,6% el capital de acciones de Rosneft, que estaría en manos de una filial. No explicó quién era el vendedor de esa participación.

Antes del acuerdo, Rusia, a través del holding Rosneftegaz, contaba con apenas por encima del 50% del capital de Rosneft, controlado por el Kremlin.

Comments

Comments are closed.