El presidente de Perú, Martín Vizcarra, se ha declarado dispuesto a “evaluar” la pena de muerte para los violadores, indicando que “hay que analizar todas las opciones” para acabar con la violencia contra la mujer, en el marco de las reivindicaciones del 8 de marzo.

“Hay que evaluarlo”, dijo Vizcarra el domingo durante el acto de inauguración de la feria Perú Produce Mujer al ser preguntado sobre si la pena de muerte para los violadores podría tener un efecto disuasorio.

No obstante, al mismo tiempo subrayó que “hay que analizar todas las opciones que haya” para decidir “lo que sea efectivo”. “Tenemos que redoblar esfuerzos”, afirmó, según informa el diario peruano ‘El Correo’.

Además, aclaró que, en cualquier caso, introducir la pena de muerte para los violadores supondría “un cambio normativo” que debe pasar por el Congreso, renovado en las elecciones legislativas del 26 de enero.

La violencia contra la mujer ha acaparado la atención mediática en Perú en las últimas semanas por el caso de una niña de cuatro años cuyo cadáver fue encontrado con signos de violencia sexual. Al parecer, el culpable es un adolescente de 15 años.

Vizcarra aseguró que su Gobierno diseñará políticas para “cambiar la cultura machista” en Perú. “Del Congreso que va a instalarse, solo el 26 por ciento son mujeres (…) y, de los 25 gobiernos regionales, en ni uno hay una mujer”, lamentó.

Agencias.

Comments

Comments are closed.