El número de muertes por un nuevo coronavirus en Estados Unidos subió a 11 el miércoles, con una víctima que sucumbió en California -la primera muerte reportada en la nación fuera del estado de Washington- mientras funcionarios, escuelas y empresas se vieron cada vez más presionados a responder más activamente al brote.

Las autoridades del condado de Placer, al noroeste de Sacramento, dijeron que una persona mayor que dio positivo el martes en una prueba de COVID-19 tras regresar de un crucero San Francisco-México había muerto. La víctima tenía problemas de salud subyacentes, dijeron las autoridades.

El estado de Washington también anunció otra muerte, elevando su total a 10. La mayoría de los fallecidos eran residentes de un asilo de ancianos en Kirkland, un suburbio al este de Seattle. Se han reportado al menos 31 casos en el área de Seattle, donde los investigadores dicen que el virus puede haber estado circulando sin ser detectado durante semanas.

Los funcionarios en Washington enfrentaban presión de tomar medidas más proactivas, como el cierre de escuelas y la cancelación de grandes eventos. Algunas escuelas y empresas individuales han cerrado, y las escuelas analizaban la posibilidad de cambiar a clases en línea en caso de cierres prolongados.

El estado de Washington y la ciudad de Seattle se han declarado en estado de emergencia, lo que da a los líderes amplios poderes para suspender actividades, pero hasta ahora no se han dado órdenes directas.
“Hemos animado a los responsables de organizar grandes reuniones a sopesar si realmente tiene sentido continuar con ellas ahora mismo”, dijo el miércoles el gobernador de Washington, Jay Inslee. “En este momento, estamos apelando al juicio… de estas organizaciones“.

Agregó que las autoridades se abstuvieron de ordenar el cierre de escuelas a gran escala porque “hay muchas repercusiones para las familias y las empresas“, especialmente para los trabajadores de la salud, que podrían verse imposibilitados de ir a trabajar debido a las responsabilidades del cuidado infantil. Sin embargo, dijo, la situación es fluida y se tomarán decisiones después de consultar con expertos en salud.

AP.

Comments

Comments are closed.