La llamada Torre Inclinada de Dallas, el núcleo de un edificio cuya implosión salió mal, por fin se desplomó el lunes y generó una nube de polvo tras dos semanas de ser golpeada con una bola de demolición.

La estructura se vino abajo alrededor de las 3:15 de la tarde después de los últimos golpes con la bola operada desde una grúa. No se reportaron lesionados.

La torre era el núcleo de un edificio de 11 pisos que fue demolido con explosivos el 16 de febrero. Los pisos que lo rodeaban se desplomaron según lo previsto, pero el núcleo de concreto sólido que contenía las escaleras y los huecos de los elevadores permaneció de pie, aunque inclinado. Desde entonces el contratista de la demolición lo estuvo golpeando con una bola de 2.540 kilos (5.600 libras).

Inmediatamente después de la implosión, una portavoz de De La Vega Development -que está desarrollando el lugar de nuevo- dijo que la demolición de la torre podría llevarse hasta cuatro días. A la larga se requirió casi cuatro veces ese tiempo para derribarla.

Mientras tanto, la estructura atrajo a cientos de personas que se tomaron fotografías con ella en el fondo.

AP.

Comments

Comments are closed.