El gobierno francés rechazó este martes las acusaciones de injerencia del gobierno en disputa venezolano después de que su embajador acudiera en Caracas al aeropuerto para recibir a Juan Guaidó, reconocido como presidente encargado del país caribeño por casi 60 países –incluido Francia- y la OEA.

París convocó a su vez al embajador de Nicolás Maduro para desmentir las acusaciones “expresadas durante la convocatoria del embajador de Francia [Romain Nadal] por parte del ministerio de Relaciones Exteriores ayer en Caracas”, declaró la portavoz del ministerio de Relaciones Exteriores francés.

“La presencia en el aeropuerto de Caracas del embajador, el pasado 11 de febrero, junto a la de otros jefes de legación europeos, con motivo del regreso a Venezuela de Juan Guaidó, tenía como única vocación evitar cualquier violencia y promover la solución política que apoya Francia en Venezuela”, añadió.

Esa presencia era “coherente con el reconocimiento por parte de Francia de Guaidó como presidente de la Asamblea Nacional de la República bolivariana de Venezuela y presidente de transición a cargo de poner en marcha un proceso electoral”.

“Esta posición sin ambigüedad ha sido recordada al embajador de Venezuela en Francia durante su convocatoria”, concluyó.

La “nota de protesta” venezolana que fue entregada al embajador francés, Romain Nadal, lo acusaba de “intromisión” en asuntos internos por recibir al líder opositor.

“El embajador Nadal hace un uso abusivo de los privilegios que le otorga el Estado venezolano por su condición de funcionario diplomático” y “su reciente acción viola las convenciones internacionales sobre usos y costumbres que regulan la convivencia pacífica entre las naciones”, indicó el comunicado del Ministerio de Exteriores.

Con información de AFP.

Comments

Comments are closed.