El ministro de Justicia y Seguridad Pública, Sergio Moro, señaló durante su primera visita al estado de Roraima, en Brasil, que la migración venezolana no ha influenciado en el número de crímenes en la localidad.

Según reseñó el diario Folha, el representante gubernamental acotó que “en Roraima  la criminalidad violenta cayó, la tasa de homicidios y feminicidios, bien como la de robos, también disminuyó”.

“A pesar de que el flujo migratorio genere una situación de sensación de inseguridad, eso no está reflejado en los indicadores. Por lo menos no en los crímenes más violentos“, agregó.

Manifestó que desafortunadamente, “como es un flujo migratorio significativo, es natural que genere algunos problemas, principalmente aquí en Roraima, que es un estado fronterizo, y el Gobierno Federal está trabajando para tratar de mejorar estos problemas de la mejor manera posible. Pero no podemos dejar de reconocer que la ‘Operación de Acogida’ es un éxito y que gran parte de ese éxito se debe al espíritu generoso de la población de Roraima”.

Mi impresión de la ‘Operación de Acogida’ es positiva. Sin dejar de considerar las consecuencias de este flujo migratorio, como es natural. Eso sucedería en cualquier parte del país. Es natural que ocurra algún tipo de molestia”, añadió.

Comments

Comments are closed.