Tras el encuentro del ministro de Transportes de España, José Luis Ábalos, con la vicepresidenta del Gobierno de Nicolás Maduro, Delcy Rodríguez, la Oficina de Control de Activos Extranjeros (OFAC, en inglés) del Departamento del Tesoro de Estados Unidos anunció que había decidido incluir en su lista negra el avión que usó Rodríguez días después de verse con Ábalos.

La medida afecta a 15 aviones propiedad de Petróleos de Venezuela SA —PDVSA, la empresa pública más poderosa del país— entre los que se encuentra el Dassault Falcon 2000EX con matrícula YV3360.

Aunque no es con el que aterrizó en Madrid, Rodríguez lo empleó este jueves para volver a Caracas tras su visita oficial de cuatro días a Turquía.

Estambul era su destino final cuando hizo escala en la Terminal Ejecutiva del aeropuerto de Barajas en la madrugada del domingo al lunes. Allí llegó en un Falcon 900LX matrícula TC-AKE operado por la compañía privada Sky Valet y, tras la parada técnica de 14 horas en la que mantuvo el encuentro con el secretario general del PSOE, volvió a subirse al mismo aparato para despegar rumbo a Estambul, publicó El Confindencial.

Comments

Comments are closed.