La líder opositora peruana Keiko Fujimori difundió el sábado su primera fotografía en libertad junto a sus dos hijas y su esposo a través de las redes sociales, agradeciendo una “nueva oportunidad” tras dejar la víspera la prisión donde estuvo recluida los últimos 13 meses por el escándalo Odebrecht.

“Doy gracias a Dios y a la vida por esta nueva oportunidad”, afirma Keiko en su cuenta de Twitter, donde tiene un millón de seguidores.

La primogénita del expresidente Alberto Fujimori (1990-2000) aparece reluciente, con blusa blanca y pantalón oscuro, al lado de sus hijas Kyara (12 años) y Kaori (10), y su esposo Mark Vito Vitanella. La acompañan también sus dos perros mascotas.

La opositora fue liberada el mismo día que cumplía años su hija mayor, Kyara, quien sostiene una torta en la fotografía.

Un gran lienzo al óleo con un paisaje andino, donde se aprecia a mulas de carga y un campesino rumbo a nevados, pintado por el expresidente destaca en medio de la fotografía.

La pintura es una de las tantas que su padre, de origen japonés, realiza en prisión.

Alberto Fujimori, de 81 años, cumple hasta 2032 una condena de 25 años por crímenes de lesa humanidad cometidos en su gobierno durante la guerra contra el terrorismo en Perú.

Keiko Fujimori, de 44 años, abandonó la prisión de mujeres Santa Mónica, al sur de Lima, poniendo fin a 13 meses de detención por el escándalo de la constructora brasileña Odebrecht, después de que el Tribunal Constitucional (TC) declarara fundado un recurso judicial que buscaba su libertad.

“El TC ha corregido un daño que se nos ha hecho. Seguiré enfrentando la investigación, como siempre lo he hecho”, dijo en la puerta de la cárcel, en el único momento que comentó el fallo que la favoreció.

Recordó entonces que el proceso que impulsa la fiscalía anticorrupción en su contra, está “lleno de abusos y arbitrariedades”.

“Para mí ha sido el evento más doloroso de mi vida”, agregó sobre su experiencia de compartir la cárcel con otras reclusas.

Según el fallo del alto tribunal, la líder del partido Fuerza Popular (derecha populista) deberá enfrentar en libertad las investigaciones contra ella.

Fujimori, considerada como la persona más poderosa de Perú entre 2016-2018, fue enviada a prisión preventiva el 31 de octubre de 2018. La justicia la acusó entonces de haber obstruido las investigaciones de la fiscalía anticorrupción sobre los aportes millonarios que había recibido presuntamente de la constructora Odebrecht para su campaña. Ello lo niega. AFP

Comments

Comments are closed.