Un grupo bipartidista de senadores estadounidenses dijo el miércoles que acordó imponer sanciones draconianas contra Turquía si sus fuerzas no se retiran de la vecina Siria.

El senador republicano Lindsey Graham dijo que él y el demócrata Chris Van Hollen promueven un proyecto de ley que obligaría al gobierno de Donald Trump a congelar propiedades en Estados Unidos de los principales líderes turcos, incluido el presidente Recep Tayyip Erdogan.

La iniciativa también impondría sanciones a las entidades que hacen negocios con el ejército turco, o con las compañías de petróleo y gas que prestan servicios a sus fuerzas armadas.

Graham, un usual aliado de Trump en la Cámara alta, y varios legisladores están furiosos por la repentina retirada militar de Estados Unidos de sus posiciones en el norte de Siria, anunciada el domingo por el presidente estadounidense tras una conversación con Erdogan, lo cual dio lugar a una ofensiva contra los combatientes kurdos.

Los legisladores criticaron la medida como una traición a las fuerzas kurdas, aliadas de Estados Unidos en la lucha contra el grupo yihadista Estado Islámico (EI), pero que Erdogan vincula con militantes separatistas en su país, calificándolas de “terroristas”.

“Si bien el gobierno se niega a actuar contra Turquía, espero un fuerte apoyo bipartidista” para esta iniciativa, dijo Graham en Twitter.

Las sanciones se impondrán inmediatamente después de la promulgación del proyecto de ley, y permanecerán vigentes a menos que la administración Trump certifique al Congreso que Turquía no está operando en Siria sin el apoyo de Estados Unidos y que ha retirado sus fuerzas de las áreas que ocupó durante las operaciones que inició este miércoles.

“Estas sanciones tendrán consecuencias inmediatas y de largo alcance para Erdogan y sus militares“, dijo Van Hollen en Twitter.

Con el Congreso actualmente en receso, es poco probable que esta propuesta prospere antes de la próxima semana. La Cámara de Representantes y el Senado reinician las sesiones el martes.

El año pasado, Trump impuso aranceles a Turquía que precipitaron la devaluación de la moneda del país, la lira, luego del desacuerdo entre Washington y Ankara por la detención en Turquía del pastor estadounidense Andrew Brunson.

AFP.

Comments

Comments are closed.