Varios países latinoamericanos tienen algo en común: han sido protagonistas o receptores de grandes oleadas de migrantes impulsadas por regímenes políticos autoritarios o quizá por duras crisis económicas que han puesto a los ciudadanos en la disyuntiva de buscar vida en otro lado, dejando atrás familia, amigos y unas pocas posesiones.

Aunque quizá no será la última en el continente americano, esta vez millones de venezolanos se han lanzado a otros países, los más afortunados usando medios de transporte convencionales y los menos, haciendo largas travesías a pie con un bulto en la espalda, con lo poco que se podían salvar después de años de trabajo individual o familiar.

Cuando Fabiola Arroyo llegó a Perú hace dos años, decidió seguir haciendo lo que siempre hizo, documentar a través del arte la migración de sus connacionales. De ese trabajo cotidiano, que nunca está ajeno al dolor, surgió una propuesta de arte que une a peruanos y venezolanos en su camino común hacia el exterior.

En la sala 2 del Museo de Arte Contemporáneo de Lima, se exhibe la exposición Crónicas Migrantes, que recoge el trabajo de 30 artistas de los dos países. Allí donde hay conmovedoras obras, dijo “mi historia es similar a la de millones de venezolanos. Decidí salir de Venezuela a finales de 2017, así como esta gran oleada migratoria; formo parte de ella”.

La venezolana aseguró que al percatarse de que le faltaban unos poco meses para que venciera su pasaporte tomó la decisión de irse de su país. “Si no salía para ese momento, me quedaba tres meses de vigencia y posiblemente estuviera encerrada allá”.

Y cuando dice encerrada, es literal, debido a las graves dificultades que afrontan sus compatriotas para poder salir de su patria.

“Las obras seleccionadas son muy diversas y están pensadas para poner en un diálogo desde estos discursos artísticos la experiencia de la migración venezolana y también de la migración peruana”.

Después de Colombia, con 1.4 millones de venezolanos, Perú se ha convertido en el segundo país a donde han llegado, con más de 800.000.

La muestra lo recoge con obras de video, textiles, dibujos, obras sonoras, collage, libros y fotolibros que evidencian la sensibilidad de los autores acerca de la realidad del pueblo venezolano y lo que fue el éxodo de miles de peruanos en la década de 1980, forzados por la violencia armada de la guerrilla.

De acuerdo con cifras de Naciones Unidas, alrededor de cuatro millones de venezolanos han abandonado su país en años recientes.

AP.

Comments

Comments are closed.