El coordinador de la OEA para la crisis de migrantes y refugiados venezolanos, David Smolansky, señaló que sin duda ha sido una semana exitosa para Venezuela en las Naciones Unidas.

“La creación de la misión de la ONU es el resultado del trabajo que ha hecho la Alta Comisionada Michelle Bachelet. Se ha logrado tratar el tema en instancias internacionales y la activación del TIAR”, comentó.

Destacó que se necesita que los gobiernos de la región consideren que los venezolanos si son refugiados, no depende solo de las organizaciones internacionales.

“Una vez más recordamos que el venezolano no es un emigrante voluntario, por ello seguimos insistiendo en que se le de el status de refugiado, se ayudaría aun más a quienes salen del país. “No podemos olvidar la causa por la cual los venezolanos se van… es por un régimen que ha acabado con el país”, dijo.

A su juicio, la cantidad de venezolanos desplazados supera la población de países como Kuwait y Uruguay: “Es la migración más grande del continente y la segunda más grande del mundo y si no hay cese de la usurpación, 2019 cerrará con cinco millones de migrantes venezolanos. De los más de cuatro millones, dos están sin documentación, por eso hemos solicitado a los países de la región que emitan la Tarjeta de Identidad Regional”.

“Hay que denunciar la causa de la migración porque el mundo está acostumbrado a ver estas migraciones por desgracias naturales o guerras y nosotros no estamos pasando por ello”, indicó durante una entrevista ofrecida al periodista Sergio Novelli en VPI.

Comments

Comments are closed.