El estelar taponero de los Piratas de Pittsburgh, el venezolano Felipe Vázquez, fue arrestado el martes por cargos de pornografía y solicitar actos sexuales de un menor.

El venezolano Vázquez fue detenido por la mañana por la Policía estatal de Pensilvania por un cargo de pornografía y solicitud sexual de un menor y uno de proveer material obsceno a menores. Ambos cargos son delitos graves. Su imputación de cargos estaba programada para la tarde.

El Departamento de Ley de Florida dijo que comenzó a investigar a Vázquez, de 28 años, en agosto, tras conocer de una presunta relación sexual entre Velázquez y una adolescente en el condado Lee, Florida. Las autoridades dicen que Vázquez, que vive en Saint Cloud, Florida, y la víctima comenzaron la relación cuando ella tenía 13 años.

La adolescente, ahora de 15 años, al parecer recibió un mensaje de texto de Vázquez en julio en el que éste realizaba un acto sexual. Vázquez presuntamente le preguntó a la muchacha en un mensaje de texto si quería encontrase con él para relaciones sexuales al final de la campaña de béisbol, dice la policía.

Las autoridades llevaron a Vázquez al condado Allegheny tras ejecutar una orden de allanamiento en su apartamento en Pittsburgh, La policía dijo que confiscó aparatos electrónicos que serán usados en la investigación. Vázquez será extraditado a Florida.

Según TMZ, Vázquez se presentó ante un juez de Pennsylvania y se le negó la libertad bajo fianza.

Un informe de la Oficina del Sheriff del Condado de Lee, obtenido por CBS en Pittsburgh, Vázquez se encontró con la niña en PNC Park y se tomó fotos con ella fuera del bullpen. Según el informe, la presunta víctima contactó a Vázquez en las redes sociales y así comenzaron a hablar. El informe también indica que Vázquez condujo a su casa a la niña en Pennsylvania en al menos una ocasión donde ella afirma que Vázquez se bajó los pantalones mientras estaban en su automóvil e intentó tener relaciones sexuales.

En ese sentido, se conoció que fue la madre de la menor quien denunció al venezolano, después de que descubriera las imágenes y el video en el teléfono de su hija. La madre le envió un mensaje de texto a Vázquez para informarle que su hija era menor de edad, y fue entonces cuando el caso llegó a la policía.

Vázquez enfrenta dos cargos de delito grave de tercer grado y cada cargo conlleva una posible pena máxima de prisión de 5 años.

Con información de AP

Comments

Comments are closed.