Son miles los venezolanos que han huido del país por la crisis, muchos se han radicado en países latinos como Colombia, Chile, Perú, Ecuador y Argentina, sin embargo éste último actualmente atraviesa también por una crisis económica.

Andreina Pirrone, lleva seis años en Argentina, sin saber que le deparaba el destino, decidió apostarse en este país, y hoy en día dice sentir una especie de “deja vu”, ya que la inflación se acumula en 50% y su moneda se deprecia diariamente.

“No es algo por lo que quisiera pasar otra vez. Aparte trabajé muy duro para sacar a mi familia de allá y traerlas posiblemente a lo mismo es terrible”, dijo para Reuters.

La incógnita de los venezolanos de saber que va a pasar en el país suramericano, los mantiene alerta ante cualquier situación.

“Yo no salí de Venezuela para volver a caer en otro tipo de gobierno similar (por ende) sí, me iría“, destacó.

“Realmente lo primero que uno piensa es irse a otro lado”, así lo manifestó Alejandro Dugarte, quien lleva tres años fuera de Venezuela, y es empleado de una empresa de pagos digitales en Buenos Aires.

Alegó que la crisis ya la había vivido. “Ya la vivimos (la crisis), vivirla de vuelta no es mi plan“, indicó.

Juan José Granados Hernández, en Venezuela vendía huevos en la granja de su padre, hasta que no pudo mantener a su familia. En Argentina trabaja como repartidor en Rappi y Glovo.

“Venezuela es un caos total. Aquí todavía es un paraíso comparado con Venezuela”, incluyó, a la par que rescató que Mauricio Macri “le abrió la puerta” a muchos venezolanos.

Comments

Comments are closed.