El Ministerio de Exteriores de Rusia denunció un supuesto plan para “entrenar” a falsos refugiados venezolanos en una base militar británica en Guyana.

“A ese lugar han sido trasladados ya decenas de supuestos refugiados venezolanos, pero lo cierto es que se trata de gente que llegó a ese lugar para recibir entrenamiento e integrar grupos de sabotaje y espionaje“, afirmó la portavoz de la Cancillería rusa, María Zajárova, según reseñó Sputnik.

Sostuvo que “los británicos están culminando la construcción de esa base militar en una de las islas en la desembocadura del río Esequibo” con la excusa de combatir “el contrabando de armas y drogas”.

La alta funcionaria rusa aseveró que el objetivo final es desplegar esos grupos en territorio venezolano para perpetrar actos terroristas.

Rusia es, junto a Cuba y China, uno de los más estrechos aliados del gobernante venezolano Nicolás Maduro, considerado de facto por más de 50 países -entre ellos Estados Unidos, Canadá, Japón, Australia y la mayor parte de la Unión Europea y Latinoamérica-, la OEA y la oposición.

Comments

Comments are closed.