La Conferencia mundial científica sobre VIH/SIDA (IAS), que acabó el miércoles en México, sirvió para presentar varias mejoras para la vida de los pacientes, como un implante para evitar el contagio válido un año o un tratamiento con menos medicamentos.

¿Un implante eficaz contra el VIH durante un año?

En los últimos años, el concepto de tratamiento preventivo, o profilaxis previa a la exposición (PrEP), ha revolucionado la prevención contra el virus del SIDA.

Se da prioridad a las poblaciones de riesgo, como los homosexuales que tienen relaciones sin protección o las prostitutas, porque tomar un medicamento antirretroviral para evitar la infección ha demostrado su eficacia, pero es pesado.

En el futuro, se podrá lograr el mismo resultado sin someterse a un tratamiento continuo o antes de cada relación de riesgo (PrEP “bajo demanda”), gracias a un implante de “acción prolongada”.

El primer ensayo en humanos, descrito por la IAS como “preliminar pero prometedor”, estableció después de 12 semanas de uso que era bien tolerado por los 16 participantes y que administraba bien la dosis prevista del fármaco.

Según su autor, investigador del laboratorio americano Merck&Co, el implante podría seguir suministrando una dosis suficiente durante “al menos un año”.

Todavía habrá que realizar más estudios para demostrar si este implante ofrece el mismo nivel de protección contra el VIH que la medicación oral.

Un implante de este tipo “podría ser una solución prometedora para aquellos que tienen dificultades para cumplir con el tratamiento diario”, comentó Anton Pozniak, presidente de la IAS.

La conferencia también brindó la oportunidad de presentar un nuevo estudio sobre la aceptación y eficacia de la PrEP de anillo intravaginal, que distribuye un medicamento antirretroviral, la dapivirina, durante un mes.

“Estamos creando nuevas herramientas que se adaptan a las realidades de la vida de las personas”, dijo Anton Pozniak.

¿Comprimidos uno de cada dos días?

Numerosos proyectos buscan también aliviar la vida cotidiana de los pacientes seropositivos y reducir el coste de su tratamiento manteniendo el virus inactivo.

Así, las inyecciones antirretrovirales deberían permitir, a partir de 2020, sustituir los comprimidos diarios por una inyección semanal.

Otra opción presentada a la IAS es no tomar la terapia triple todos los días, sino uno de cada dos, o incluso menos.

El estudio Quatuor realizado por la Agencia Nacional de Investigación contra el Sida francesa (Agence nationale de recherche contre le sida, ANRS), cuyos resultados se publicarán el miércoles, mostrará si tomar tabletas cuatro días a la semana mantendrá el mismo nivel de eficacia.

La reducción de la “carga de medicamentos” de las personas con VIH también podría lograrse cambiando a dos moléculas (biterapia) en lugar de tres. Dos estudios también revelados el miércoles en la Ciudad de México buscaron establecer la seguridad y efectividad de tal régimen.

Nuevos datos esperanzadores sobre un medicamento innovador

En la conferencia se presentaron nuevos datos sobre el uso del antirretroviral dolutegravir (DTG) en las mujeres embarazadas o en edad de procrear.

Este medicamento, comercializado por ViiV Healthcare (grupo GSK) bajo el mombre Tivicay y bajo formas genéricas, estaba en el punto de mira desde el año pasado, tras la publicación de un estudio en Botsuana que ponía en evidencia los peligros de malformaciones del cerebro y de la médula espinal en los niños y mujeres tratados con esta molécula (en 4 casos de cada 426 embarazos).

Estos resultados crearon un dilema porque el DTG es uno de los mejores tratamientos para el VIH actualmente en el mercado, más efectivo y fácil de usar que otros medicamentos, y que causa menos efectos secundarios y tiene menos probabilidades de desarrollar resistencia.

Los estudios adicionales presentados esta semana tienden a mostrar que el riesgo de malformaciones es finalmente “menor que el reportado el año pasado”, destaca la IAS, con 3 nacimientos por cada 1.000 en Botswana -contra uno por cada 1.000 con otros medicamentos- y ninguno en un estudio realizado en Brasil.

Sobre esta base, la OMS “recomienda encarecidamente el dolutegravir como la opción de tratamiento preferida para el VIH”, incluso para las mujeres en edad fértil, “debido a los enormes beneficios que proporciona”.

Al mismo tiempo, la organización internacional subraya la importancia de informar a las mujeres sobre los riesgos y de darles acceso a los servicios de planificación familiar.

AFP.

Comments

Comments are closed.