Este martes se conoció que un juzgado de los Estados Unidos confirmó un laudo arbitral por al menos 500 millones de dólares en favor de una unidad de Owens-Illinois Inc contra Venezuela, con respecto a la expropiación y nacionalización de dos plantas en el año 2010 por parte de Hugo Chávez.

La información fue confirmada por la jueza Amy Berman Jackson, quien explicó que la ley federal exige que confirme la decisión de 2015 del Centro Internacional de Arreglo de Diferencias Relativas a Inversiones (CIADI) del Banco Mundial en favor de Owens-Illinois European Group BV.

Jackson rechazó una solicitud de representantes del presidente encargado de Venezuela, Juan Guaidó, con la finalidad de aplazar el procedimiento en 120 días para de poder así realizar una “transición ordenada a la democracia”, según reseñó Reuters.

Por otro lado, se pudo conocer que el laudo incluye 372,5 millones de dólares de capital, mas intereses desde octubre de 2010 y gastos.

El cálculo de los intereses posteriores al juicio propuesto por Owens-Illinois no fue tomado en cuenta, mientras que la tasa propuesta por representantes de Guaidó fue aceptada.

Comments

Comments are closed.