El presidente de la Asamblea Nacional (AN), Juan Guaidó, rechazó este viernes las acusaciones de terrorismo vertidas sobre su principal colaborador, Roberto Marrero, y dijo que el único terror en el país es el del hambre.

“Ayer dijeron que Roberto Marrero era el jefe de una célula terrorista (…), el único terror aquí es que nos matan de hambre, el único terror aquí es que no hay insumos (en los hospitales)”, dijo Guaidó en un mitin con miles de seguidores en el estado de Anzoátegui (noreste).

Señaló que “estamos en la calle exigiendo nuestros derechos, creyeron que con la intimidación, secuestrando a Roberto Marrero, iban a detener la Operación Libertad, a frenar la ayuda humanitaria“.

Asimismo, pidió a los ciudadanos “confianza. Sabemos lo que estamos sufriendo y padeciendo. Bajo este sol le decimos al régimen que se le acabó el tiempo. Ellos son destrucción, robo y muerte“.

“Aquí no hay miedo, ahora es que estamos en la calle resteados por la libertad de Venezuela. Imagínense el nivel de perversidad y sadismo para celebrar que no entró la ayuda humanitaria. El régimen no merece. Hay que hacer esfuerzos para entre esa ayuda humanitaria”, agregó.

Sostuvo que se hablará de “victoria cuando entremos a Miraflores todos juntos, cuando regresen quienes se tuvieron que ir del país, tenemos que organizarnos, el dictador no va a salir amablemente, hay que hacer presión“.

“Todo el que tenga un familiar militar, un amigo militar, tiene que hablar con él, los están confundiendo, sé que están botando y persiguiendo a los empleados públicos, vamos a aprobar ley de garantías para protegerlos”, resaltó.

Manifestó que “el sueldo no le alcanza a nadie, no le alcanza a los empleados públicos, para poder comer, para enviar a nuestros carajitos a la escuela, tenemos que organizarnos cuadra por cuadra, sector por sector, barrio por barrio”.

“Sabemos que no va ser fácil pero no nos vamos a cansar, no nos vamos a confundir con la falsa información de un psiquiatra que hace de ventrílocuo. Estamos cerca de ir a reclamar el lugar de donde se debe servir y trabajar por el pueblo. Vamos con todo para recuperar la democracia. Aquí no hay vuelta atrás”, aseveró.

Dijo que “es indetenible el cambio e Venezuela. Claro que se puede. Ese régimen ya está de salida, ahora son ellos los que han decidido ponerle costo a la transición”.

En ese sentido, dijo que está “dispuesto” a que “todas las opciones” para salir de la crisis estén sobre la mesa.

“Estamos dispuestos a que todas las opciones estén sobre la mesa para salir definitivamente de esto. Por cierto, aquí la única intervención, la única injerencia, es la de los cubanos, aquí lo que tenemos es posibilidad de cooperación internacional: hay una Asamblea Nacional (Parlamento), hay un presidente encargado”.

Con información de EFE

Comments

Comments are closed.