Las autoridades colombianas cancelaron la orden de expulsión emitida contra una policía venezolana que desertó y pretendía hacer labores de inteligencia en el país andino, informaron este sábado fuentes oficiales.

“Alias ‘Pau Pau’, la mujer venezolana que iba a ser expulsada por Migración Colombia, recibió hace pocas horas la noticia de la cancelación de esta medida, por parte de la autoridad migratoria colombiana”, manifestó esa entidad en un comunicado.

La policía, identificada por medios locales como Tania Lorena Pérez, fue detenida el pasado jueves en Cúcuta por querer hacer trabajos de inteligencia y representar un “riesgo” para el país, afirmó en ese momento el director de Migración Colombia, Christian Krüger.

El funcionario explicó que Pérez “quería sustraer información de nuestros procedimientos, de todo lo que estamos haciendo aquí en Colombia, para atender a esta población que está llegando a nuestro país”.

Por esos hechos, la mujer, de 28 años, iba a ser expulsada y se le prohibiría su ingreso al país por diez años. No obstante, las autoridades cancelaron la orden y afirmaron que Pérez “permanecerá en Colombia y ayudará al regreso de la democracia a ese país”.

“La decisión, según la información entregada por la Regional Oriente, está sustentada en un reporte entregado por las autoridades competentes a Migración Colombia, en el que se evidencia la voluntad de la mujer venezolana de colaborar con el regreso de la democracia a Venezuela“, agregó la información.

La policía ingresó a Colombia por el puente de Tienditas, uno de los cuatro pasos fronterizos entre los dos países en Norte de Santander y en donde se guardan toneladas de ayuda humanitaria para paliar la crisis en Venezuela.

Cúcuta, capital departamental de Norte de Santander, está comunicada además por el puente internacional Simón Bolívar con la ciudad venezolana de San Antonio, en el estado Táchira.

El puente Francisco de Paula Santander une a Cúcuta con la localidad de Ureña, al igual que el de Tienditas. Un cuarto puente en la zona, el de La Unión, es una estructura más pequeña entre las localidades de Puerto Santander (Colombia), vecina a Cúcuta, y la venezolana de Boca del Grita.

Según cifras de Migración Colombia más de 700 miembros de las fuerzas armadas de Venezuela “han llegado a Colombia buscando ayuda”. El número más alto de deserciones fue registrado por Migración Colombia en su delegación regional Oriente, donde se han presentado al menos 415 personas.

Esa sede de Migración Colombia abarca los departamentos de Santander y Norte de Santander. En la sede de Migración Colombia en la región de la Orinoquia se han presentado unos 46 militares en los departamentos fronterizos de Arauca, Guainía, Vaupés y Vichada.

Por otra parte, en el departamento de La Guajira (norte) la cifra de uniformados ha llegado a por lo menos 30, mientras que en el resto de la región caribeña se han presentado 23 militares hasta el momento.

En la región andina han llegado 30 nuevos desertores y en la sede de Migración Colombia en Antioquia se han presentado hasta ahora 14, mientras que en el departamento de Nariño, fronterizo con Ecuador, hay por lo menos 9 militares venezolanos. EFE

Comments

Comments are closed.