Citgo, la filial de Petróleos de Venezuela (Pdvsa) en Estados Unidos, se ha convertido en un elemento importante sobre el futuro de Venezuela, puesto que el Gobierno de Donald Trump lo utiliza para “presionar” a Nicolás Maduro.

Según reseñó el diario Houston Chronicle, los acreedores de la nación caribeña está “detrás” de Citgo, buscando miles de millones de dólares adeudados por Pdvsa y el Gobierno de Maduro.

Estados Unidos está tratando de mantener a Citgo a flote con la intención de ayudar a un nuevo Gobierno en Venezuela, así como en la recuperación de la economía de ese país.

En ese sentido, Francisco Monaldi, especialista en política energética latinoamericana, precisó que Citgo es “el premio mayor“.

“Anteriormente había dicho que iba a haber una pelea de tiburones por los pagos de los acreedores, pero ahora parece que hay un actor más grande deteniendo a las fieras: el Gobierno de Estados Unidos“, dijo.

Datos de JP Morgan acotan que la deuda de Venezuela es de 63.000 millones de dólares entre pagos pendientes y arbitrajes.

Comments

Comments are closed.