Pekín (China), 11 ene (EFE).- La sonda china Chang’e 4 ha desplegado tres antenas de cinco metros desde su posición en la cara oculta de la Luna para intentar recibir ondas de baja frecuencia que “podrían ayudar a revelar cómo era el universo justo después del Big Bang”, publicó hoy el diario hongkonés South China Morning Post.

Comments

Leave a reply

Your email address will not be published.