Un joven de 18 años de edad quien llevaba el nombre de Yonaiker Briceño, fue acribillado a tiros a pocos metros de su vivienda ubicada en Los Rosales, parroquia San pedro, del municipio Libertador de Caracas.

El cadáver de la víctima que presentaba múltiples impactos de bala, fue hallado el domingo por transeúntes que pasaban por el mencionado lugar. El joven no le robaron sus pertenencias, por lo que se maneja el móvil como una presunta venganza o ajuste de cuentas, según reseñó El Cooperante.

Briceño quien estudió hasta quinto grado y se encontraba desempleado, dejó a un hijo en orfandad.

Comments

Leave a reply

Your email address will not be published.