La Asamblea General de las Naciones Unidas ha aprobado el Pacto Mundial sobre los Refugiados con 181 votos a favor, dos en contra y tres abstenciones, informa AFP TV.

El texto no contó con el apoyo de Hungría y Estados Unidos, que había manifestado que rechazó la parte que buscaba limitar las detenciones de los solicitantes de asilo.

El documento marca cuatro objetivos esenciales: aliviar la presión sobre los países de acogida, aumentar la autonomía de los refugiados, ampliar el acceso a terceros países y ayudar al país de origen a crear las condiciones que permitan el retorno seguro y digno de los refugiados.

 

 

 

Comments

Leave a reply

Your email address will not be published.