De acuerdo con un artículo publicado por la cadena norteamericana Bloomberg, el analista de energía, minería productos básicos, Liam Denning, señaló que tras el acuerdo de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) donde se prevé reducir el suministro de petróleo, “existe escepticismo” sobre el grupo para lograr dichos acuerdos, ya que los recortes que se necesitan “descansan en gran medida” en los recortes involuntarios de Irán y el colapso de la industria venezolana.

Según indica el artículo, la extracción de crudo venezolano logró un nuevo hito “sombrío” el mes pasado.

En este sentido, el analista expresó que durante 2017, desde los inicios del acuerdo, Venezuela junto a otros países, como Arabia Saudita, hicieron lo posible por reducir el suministro de crudo en el mundo. Sin embargo, este 2018, la nación árabe aumentó su producción de petróleo a más de 11 millones de barriles diarios, para de esa manera reducir su acumulado a 292 millones de barriles sacados al mercado.

Mientras que Venezuela, debido al colapso de la industria más importante del país, disparó sus recortes acumulados a 296 millones de barriles, superando los del país ubicado en el Medio Oriente por primera vez en su historia. Lo que quiere decir que Venezuela, dejó de producir más de 800 mil barriles de Petróleo diarios, de acuerdo con la cifra asignada para la nación caribeña en el acuerdo de Viena de 2017, la cual estipulaba más de un millón 900 bdp.

De la misma manera, Denning comentó que “Es impactante que Venezuela haya superado a Arabia Saudita en términos absolutos; su producción fue inferior a una quinta parte del líder de facto de la OPEP cuando se acordaron los recortes. En términos de cumplimiento, la imagen es aún más clara”

“No es de extrañar que Venezuela quedara exenta de objetivos en el acuerdo actualizado de la semana pasada. No es que importe para fines prácticos. Hay poco que impida que la espiral descendente de Venezuela continúe. El jueves, la Agencia Internacional de Energía tomó un hacha para exigir previsiones para el país, ya que su economía parece terminar en 2019 en la mitad de lo que era en 2013 en términos reales”, señala el artículo.

Y concluye con un párrafo lapidario “Cuando se trata de juzgar el éxito de los recortes actualizados de la OPEP para imponer un piso a los precios del petróleo, recuerde que los levantamientos más pesados, los realizan quienes están demasiado débiles para hacer cualquier otra cosa”.

Comments

Comments are closed.