El político venezolano en el exilio, Diego Arria, expresó que la iniciativa presentada por la jefa de la diplomacia de Unión Europea, Federica Mogherini, y los ministros de Exteriores del Bloque para facilitar un dialogo entre el gobierno y la oposición, “es un proceso que no tiene destino”, y que serviría para “alargarle la vida a la narco-tiranía”.

En ese sentido, manifestó que es un acto que “no va hacer de ninguna utilidad” para el pueblo, más sin embargo será útil para el régimen quien seguirá amarrado al poder.

Por otra parte, Arria, dijo que “no hay una verdadera representación de la oposición venezolana” que sea confiable para el mundo, y que mientras eso siga sucediendo va hacer cada vez más difícil salir de la crisis en Venezuela.

Además, expresó que en la “extrema izquierda” de Venezuela, existen diferencias y desunión pero los une el deseo de quedarse en el poder.

Comments

Comments are closed.