La Confederación Venezolana de Industriales, Conindustria, advirtió que debido a las medidas económicas impulsadas por el Gobierno Nacional, el sector ha “dejado de proveer empleos directos e indirectos para más de 1 millón y medio de trabajadores“.

En este sentido, destacaron que el “sector manufacturero nacional, ha visto mermada su actividad en cifras realmente alarmantes”, dejando indices por debajo del 20% de producción por parte total industrial del país.

“De éste, el 45% trabaja por debajo del 20% de su capacidad, y las expectativas de cierre de un mayor número de empresas, son muy altas. Y se prevé que continúe el deterioro”, explicaron.

De igual manera, aprovecharon la oportunidad para enfatizar su rechazo a las actuales políticas fiscales, que a su juicio, controlan e imposibilitan gran cantidad de operaciones financieras en el mercado.

“Esto ha causado la contracción ininterrumpida de la economía. El Producto Interno Bruto (PIB) ha caído en más del 50% en los últimos 4 años. Es por ello que Venezuela, es hoy un Estado incapaz de garantizar servicios esenciales y básicos para sus habitantes”, señalaron, según lo reseñado por El Universal.

Asimismo, Juan Pablo Olalquiaga, presidente del grupo, alertó las repercusiones a nivel económico y social del 2018, para la empresa en general en el país.

“Ha sido un año caracterizado por la mayor y más violenta destrucción económica y social, causada por un sistema de gobierno rechazado por la mayoría de la población. La tristeza y la desesperanza se han instalado en los hogares venezolanos, en millones de familias, y por ende en los sectores productivos del país”, sentenció.

Comments

Comments are closed.