El jefe del Gobierno español, el socialista Pedro Sánchez, analizó hoy en sendas reuniones con el presidente de Guatemala, Jimmy Morales, y el de Paraguay, Mario Abdo Benítez, las actuales migraciones masivas en América Latina y la necesidad de definir un sistema que regule estos movimientos garantizando los derechos de las personas.

Sánchez mantuvo estas reuniones en el marco de la XXVI Cumbre Iberoamericana que se celebra en la localidad guatemalteca de Antigua, y en ambas, según informó el Gobierno español, el jefe del Ejecutivo trasladó la trascendencia que otorga su acción exterior a América Latina.

En relación con los movimientos migratorios, Sánchez intercambió puntos de vista con Morales y Abdo Benítez sobre los efectos desestabilizadores que podrían provocar en la región, pero recalcando la necesidad de respetar los derechos de los migrantes.

Con ambos mandatarios Sánchez analizó igualmente las perspectivas de la futura presidencia del ultraderechista Jair Bolsonaro en Brasil, la crisis económica en Argentina, y la situación en Venezuela y Nicaragua.

Sánchez agradeció a Morales la organización de la cumbre y el lema elegido (“Una Iberoamérica próspera, inclusiva y sostenible”) y le reiteró su compromiso con los países centroamericanos y su disposición a seguir colaborando en la lucha contra la corrupción y la pobreza.

También se refirió al Acuerdo de Asociación Unión Europea- Centroamérica, que consideró que ha redundado en un aumento considerable del intercambio comercial entre España y Guatemala.

Al respecto, manifestó su deseo de que España se convierta en un futuro no lejano en el principal socio comercial de Guatemala.

Al presidente paraguayo Sánchez le propuso apoyo a su idea de impulsar el sistema iberoamericano en su dimensión de comunidad y le recordó que España siempre ha sido uno de los principales impulsores de la firma del Acuerdo Unión Europea-Mercosur (Argentina, Brasil, Uruguay y Paraguay).

Se interesó por el estado actual de las negociaciones y mostró su confianza en que las cuestiones pendientes puedan ser solventadas y el acuerdo pueda firmarse pronto.

Asimismo apostó por la necesidad de cerrar un convenio para evitar la doble imposición entre España y Paraguay con el objetivo de que ese país suramericano sea un destino más atractivo para las empresas españolas. EFE

Comments

Comments are closed.