Un estudio reseñado en www.wddty.com revela que hay una “clara evidencia” que la radiación que desprenden los móviles pueden llegar a causar cáncer. Esta investigación, llevada a cabo por expertos del Programa Nacional de Toxicología de EEUU y que ha costado 33 millones de dólares, así lo asegura, especialmente en los dispositivos 2G y 3G (en tecnología 4G, 5G o wifi aún no hay datos).

Los móviles 2G y 3G son los más cancerígenos, según los expertos.

De todos modos, el estudio asegura que, para que los usuarios desarrollen la enfermedad, el grado de exposición debe ser altísimo.

Para llegar a esta conclusión, los expertos utilizaron roedores expuestos a niveles cinco veces superiores a los permitidos -superando con creces los que los humanos son capaces de aguantar- durante un periodo de dos años, nueve horas al día.

Para elaborar el estudio han dedicado 10 años de trabajo de investigación, por lo que sus autores aseguran que es más fiable que los realizados anteriormente, ya que se basaban únicamente en cuestionarios.

 

 

Comments

Comments are closed.