El embajador y politólogo Oscar Hernández señaló este martes sobre la decisión de la Unión Europea (UE) de prolongar un año más las sanciones a Venezuela está enmarcado en la continuidad de “ejercer presión sobre el Gobierno venezolano“.

Asimismo, indicó en una entrevista exclusiva a Sumarium Radio que lo que busca es que “el Gobierno de Venezuela modifique su actuación política y sobre los Derechos Humanos”.

Sostuvo que las medidas tomadas son puntuales y van dirigidas a funcionarios del Gobierno venezolano. “Las sanciones de la UE van dirigidas a la compra de armamento y de equipos para uso en manifestaciones. Aunque la medida está focalizada hacia los funcionarios, esta tienen una repercusión en la economía venezolana“.

Resaltó que es un mensaje de la diplomacia preventiva que pide al Gobierno que “busque los mecanismos que lleven a una posibilidad de diálogo, a la posibilidad de un proceso de negociación y que se supere todas las trabas constitucionales en términos de lograr cambios importantes como la liberación de los presos políticos, elecciones transparentes“.

“La comunidad internacional va a seguir en esa tónica de usar ese tipo de sanciones hasta que no vea alguna modificación. El Gobierno venezolano debería hacer la lectura debida a esta observación y buscar los mecanismos para solventar la situación“, explicó.

Postura de España

Hernández comentó que la postura de España ante la situación de Venezuela es para buscar una salida a la crisis que vive el país latinoamericano. “Cualquier contribución que venga de afuera con una visión unitaria o con matices, igual es un aporte para tratar de solventar la crisis que tenemos“.

No descartó que otras naciones se sumen a la medida de sancionar al Gobierno venezolano: “Posiblemente. Es una manera de seguir presionando para llamar la atención al Gobierno de Venezuela para que el país salga de la crisis”.

Comments

Comments are closed.