El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, criticó hoy a un grupo disidente llamado chavismo originario, conformado por exfuncionarios del fallecido mandatario Hugo Chávez que reclama cambios para salir de la crisis que afecta al país.

“Qué vulgaridad tratar de llamar chavismo originario a la descomposición, corrupción y putrefacción de alguna gente. Tratar de disfrazarse de chavismo originario. ¿Cuántos miles de dólares habrá detrás de esa jugada?”, preguntó.

El grupo acaparó titulares en los últimos días cuando pidió una reunión con el secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, quien prometió recibirlos.

El ex alcalde metropolitano de Caracas y ex asesor de Chávez, Juan Barreto, es uno de los líderes del grupo, que se dice chavista, pero crítico del Gobierno de Maduro, que además pidió a Almagro apoyo para una transición política.

El movimiento ha expresado críticas a Maduro y al proyecto de Carta Magna que se debate en la Asamblea Constituyente, dominada por el oficialismo, sobre el cual señala que su contenido es desconocido por el país.

Maduro se prepara para iniciar el 10 de enero su segundo mandato hasta 2025, después de las polémicas elecciones del 20 de mayo que fueron desconocidas por varios Gobiernos.

En una reunión con intelectuales en la casa de Gobierno, Maduro dijo que los verdaderos chavistas son honestos y apoyan a su Gobierno. Agregó que algunos corruptos tratan de “disfrazarse de chavistas” y son “las peores caras de la corrupción”.

“¿Ustedes saben qué es chavismo originario? El pueblo en las catacumbas, el chavismo originario se antiimperialista, antioligárguico, leal a Nicolás Maduro, que nadie nos llame a engaños”, aseveró.

Con información de DPA 

Comments

Comments are closed.