Comer ensaladas, hacer ejercicios y acostarse a las 10 de la noche, siempre sonará aburrido sin embargo es hora de replantearse buenos hábitos para que tu corazón y el cardiólogo te lo agradezcan.

Corazón solo tenemos uno, y que aunque es uno de los órganos más potentes de nuestro cuerpo no está mal mimarlo de vez en cuando por si las moscas. El Confidencial, nos muestra algunas hábitos de lo que estamos haciendo mal.

No seas sedentario

Encuentra un término medio entre caminar y pasar el fin de semana viendo tu serie favorita. Los largos periodos de inactividad están muy relacionados con los riesgos de padecer diabetes, cáncer o un ataque cardíaco, así que haz un esfuerzo.

No ignores la salud de tus encías

¿Tienes gengivitis? ¿Sangras al pasarte el cepillo de dientes? No muchas personas se dan cuenta de que la salud de las encías está estrechamente relacionada con el corazón. La inflamación es una parte clave tanto de las enfermedades de las encías como de las cardiopatías, así que si puedes, agrega el uso del hilo dental a tu lista diaria para el control de la salud de tu corazón.

Hazte revisiones periódicas

Después de los 20 años lo ideal es acudir al médico para hacerte revisiones periódicas una vez cada dos años. Cuando te acerques a la mediana edad deberías ir al menos una vez al año. Tampoco viene mal controlar la presión arterial (sin importar qué edad tengas) y el colesterol, una vez llegado a los 40.

Duerme lo suficiente

Dormir es importante, lo sabemos todos. Lo ideal es dormir de 7 a 9 horas, pues dormir poco está altamente relacionado con las subidas de la presión arterial y los problemas cardiacos. Nos toca dejar el estrés fuera de la cama y empezar a contar ovejas.

Revisa tus ronquidos

Roncar no solo es molesto para tu pareja, también es peligroso para tu salud. En ocasiones puede ser un signo de apnea del sueño, que aumenta el riesgo de enfermedades cardíacas, accidentes cerebrovasculares y presión arterial alta.

No ignores los síntomas

No los ignores. Si algo de esto te es familiar (o experimentas fatiga, piernas cansadas, migrañas…) no dudes en acudir a un doctor. Ya lo dicen, mejor prevenir que curar.

Comments

Comments are closed.