Con experimentadas personalidades del mundo de la Fórmula 1 al frente, fue presentada este miércoles por el BRSCC (Club Británico del Automóvil por sus siglas en inglés) la W Series, una campeonato de monoplaza exclusivo para damas, y que muchos han dado por llamar la Fórmula 1 femenina.

El exdirector deportivo de la escudería de Fórmula 1, McLaren, Dave Ryan, uno de los más reconocidos diseñadores de prototipos de F1, Adrian Newey, y el multicampeón de grandes premios de Fórmula 1, David Coulthard, encabezan esta nueva propuesta automovilística.

Además de ellos, otro ex integrante de McLaren, su antiguo gerente de equipo, Dave Ryan, será el director de Carrera, mientras que la abogado y banquera de finanzas corporativas Catherine Bond Muir será la directora ejecutiva de la W Series.

Aunque no se informó del calendario, la temporada comenzará en mayo de 2019 en circuitos europeos que han albergado el campeonato de Fórmula 1, y con intención futura de llevar el campeonato de la W Series a Estados Unidos, Asia y Australia.

La primera temporada constará de 6 carreras, las cuales no se medirán por vueltas sino por tiempo, con una duración de 30 minutos por válida. Las damas conducirán monoplazas de 1.8 litros diseñados por Tattus, tipo Fórmula 3, pero con Halo y 6 velocidades.

Para el diseñador de monoplazas, Adrian Newey, le complace “estar involucrado en la W Series, para contribuir a crear una plataforma en la que las mujeres piloto puedan mejorar compitiendo entre ellas y desde la cual pueden saltar adelante en sus carreras y, sí, en última instancia, competir con éxito en F1″.

Agregó Newey, en el comunicado enviado a los medios por la W Series, y publicado en su sitio oficial en la web que “después de haber trabajado en el automovilismo internacional durante más de 30 años, y de haber visto muy de cerca a algunos de los mejores pilotos de carreras de todos los tiempos, incluidos varios campeones del mundo de Fórmula 1, tengo una comprensión razonable del deporte. Con el entrenamiento adecuado, las mujeres son físicamente lo suficientemente fuertes, pero la razón por la que tan pocas mujeres han competido con éxito en los niveles más altos contra los hombres puede ser la falta de oportunidades en lugar de la falta de capacidad”.

La W Series repartirá 1.5 millones de dólares en premios, y la ganadora se llevará medio millón de dólares, en un campeonato donde deberían participar entre 18 y 20 chicas al mando de monoplazas.

Antonio Calderón
@AJCalderonL

Comments

Comments are closed.