El exgobernador del estado Miranda, Henrique Capriles Radonski, señaló este lunes que Fernando Albán “era un gran amigo, una persona incapaz de atentar contra otra, con valores cristianos con vocación de servir a los demás”.

“Lo peor que puede pasarle a nuestro país es que el odio reine en el país, y sobre el odio podamos construir algo (…) si hay un arma de destrucción masiva es el odio. El país necesita que la muerte de Fernando Albán no pase, como pasa todo en nuestro país, las cosas tienen un límite, este país está viviendo al límite ¿qué queremos en Venezuela? ¿matarnos los unos con los otros?,¿qué quiere el gobierno? ¿una guerra civil? Nadie quiere una guerra civil en Venezuela”, aseveró durante el velorio del concejal de Caracas en el Hemiciclo de la Asamblea Nacional

“No nos comemos el cuento de que Fernando Albán fuera capaz de atentar contra su vida y de que esté involucrado en alguna acción que el Gobierno lo quería acusar. No me creo el cuento que se suicidó Fernando Alban“, destacó.

Sostuvo que “la responsabilidad de la vida de Fernando Albán es el Gobierno. Mi posición siempre ha sido rescatar la racionalidad”.

“Si hay un arma de destrucción masiva es el odio. Queremos que en este país se haga justicia y se haga una investigación transparente. Hay que agotar todos los recursos para que se haga una investigación transparente y que haya justicia, eso no nos va a devolver a Fernando”, remató.

Comments

Comments are closed.