El presidente de Datanálisis, Luis Vicente León, señaló este jueves que la visita del presidente Nicolás Maduro a la Asamblea General de la Organización de Naciones Unidas (ONU) “responde al incremento vertiginoso de la presión internacional contra su Gobierno, que se vio reflejada en las menciones negativas de casi todos los presidentes del continente, incluidos EEUU y Canadá”.

Asimismo, indicó a través de su cuenta en la red social Twitter que la visita “imprevista” a Nueva York “trataba de elevar la visibilidad del discurso oficial de defensa del Gobierno venezolano frente a las críticas masivas que ha recibido”.

Comentó, además, que “buscaba crear la oportunidad de encontrarse con Trump, una vez que este abrió una rendija para esa posibilidad, que no ocurrió”.

“El discurso presidencial no tuvo elementos novedosos. Se concentró en repetir argumentos antiimperialistas, resaltar el intento de magnicidio del que fue sujeto, acusando participación en Estados Unidos y Colombia y negar la crisis migratoria venezolana (frente a los receptores de la misma)”, destacó.

Precisó que Maduro “colocó el tema central que lo llevó a New York. Su disposición a reunirse con Trump, tomando como base la declaración de disposición del propio presidente norteamericano“.

Apuntó que lo relevante de la visita presidencial a la ONU “no fue el discurso, sino la motivación: El deterioro galopante de las relaciones internacionales del país, el recrudecimiento de las sanciones y la necesidad de buscar una rendija que plantee alguna posibilidad de negociación”.

Comments

Comments are closed.