El presidente de Perú, Martín Vizcarra, señaló, a la agencia inglesa de noticias Reuters, que su nación rechaza la implementación de toda solución militar a la crisis venezolana, pero debate la aplicación de otras opciones para aumentar la presión al gobierno de Nicolás Maduro.

En este sentido, el mandatario peruano manifestó que se encuentran evaluando nuevas sanciones económicas y diplomáticas en contra de Venezuela, entre ellas una acusación por violación a los “derechos humanos”.

“Como país, tenemos que ser claros en decir que descartamos alguna solución bélica, militar”, dijo el dignatario. “Lo que hay que tratar es de encontrar el equilibrio de cómo sancionar al régimen sin afectar a la población”.

El jefe de estado peruano no adelantó detalles sobre la iniciativa de derechos humanos, aunque poco después el presidente de Colombia, Iván Duque, sostuvo que él y otros jefes de Estado firmarán esta semana una declaración para denunciar al Gobierno de Maduro ante la Corte Penal Internacional (CPI) en La Haya.

En mayo, la Organización de Estados Americanos (OEA) acusó a la administración de Maduro de cometer “crímenes de lesa humanidad” y se comprometió a presentar pruebas ante la CPI.

Por su parte, Venezuela ha calificado las críticas a su Gobierno como una propaganda hostil y como intentos para preparar el escenario para una intervención de las potencias extranjeras en la nación petrolera.

Ruptura del orden constitucional

Durante la pronunciación de su discurso en la Asamblea General de la Organización de Naciones Unidas, el mandatario peruano condenó la “ruptura del orden constitucional” en Venezuela, por lo que aseguró que su país seguirá impulsando iniciativas para ayudar al “restablecimiento de la democracia” en la nación caribeña.

“El Perú condena la ruptura del orden constitucional en Venezuela, continuaremos impulsando iniciativas y foros multilaterales para ayudar al restablecimiento de la democracia en ese hermoso país”, indicó.

Del mismo modo, manifestó que su país expresa una inquebrantable solidaridad con el pueblo venezolano por lo que pidió a la comunidad internacional prestar “atención” a la crisis en la nación caribeña, puesto que ha ocasionado una llegada “masiva” de migrantes a diferentes lugares de Latinoamérica.

“Ese éxodo no tiene precedentes en nuestra región y requiere de respuestas colectivas de la comunidad internacional, aseveró Vizcarra.

Según datos del Ministerio del Interior del país andino, hechos públicos este mes, la población venezolana en Perú creció al menos un 11.600 % desde el año 2015, al pasar de 3.768 a 441.000 personas en apenas dos años y medio.

Comments

Comments are closed.