El gobierno de Venezuela tiene “elementos de convicción” del apoyo de diplomáticos de Chile, Colombia y México a la fallida fuga de uno de los acusados de un presunto atentado contra el presidente Nicolás Maduro, dijo este lunes el mandatario.

“Hoy tenemos elementos de convicción de la participación de diplomáticos de Chile, Colombia y México en la protección de estos sectores que ejecutaron el acto terrorista”, aseguró Maduro en cadena de radio y televisión.

El gobernante señaló que pedirá a Naciones Unidas “nombrar una comisión internacional para una investigación independiente”.

Las cancillerías de los tres países señalados habían rechazado el domingo cualquier vínculo de su personal diplomático con responsables de la explosión de dos drones, el pasado 4 de agosto, durante un desfile militar que encabezaba Maduro en el centro de Caracas.

Reaccionaron así a la difusión de un video por parte del ministro venezolano de Comunicación, Jorge Rodríguez, en el que un hombre detenido la madrugada del sábado, Henryberth Rivas, aseguraba que funcionarios de sus embajadas estaban involucrados en un plan fallido para su fuga.

“La respuesta de los gobiernos de derecha de México, Colombia y Chile fue la misma: huir hacia adelante, huir difamando (…). Jorge Rodríguez lo que pidió fue que esclareciera el asunto”, afirmó Maduro.

Por otra parte, Maduro dijo este lunes que uno de los implicados en el atentado en su contra, capturado el pasado sábado, sería asesinado en Colombia.

“Al final a Henryberth Rivas lo abandonaron. Aparecen elementos que indican que lo iban a extraer de Venezuela a Colombia para matarlo y que no hubiera testigos del proceso de preparación del atentado”, declaró desde el Palacio de Miraflores.

“Tenemos conversaciones de los WhatsApp. Entre ellos mismos están matando a los sicarios que quedaron por ahí”, insistió.

Comments

Comments are closed.