Luego de las medidas económicas anunciadas por el presidente Nicolás Maduro, entre las que destacan una fijación de precios de alimentos y un aumento salarial, la carne desapareció de los supermercados el país.

Es por eso que los venezolanos han tenido que cambiar en los últimos días su dieta, basándola en lo que se consigue: pescado,  granos, vegetales y, con un poco de suerte, huevos.

La última vez que Noray Velásquez, administradora,  compró carne fue antes de la reconversión monetaria. Por medio kilo de molida y cuatro bistecks pagó 7 millones 400 mil bolívares (Bs.S 74). Desde entonces reemplazó estos alimentos por granos, carne de soya, huevos y queso. Sin carne ni carbohidratos, pagó Bs.S 102,20 (Bs. 10.220.000) por el último mercado que hizo, refiere Efecto Cocuyo.

Una vecina de La Candelaria, quien no quiso identificarse,  le dijo a ese medio  que tiene un mes sin adquirir carne bovina.  “Me dijo el carnicero que hace un mes no hay carne porque no quieren despachar en los mataderos“, declaró. Prepara granos, caraotas, tortillas y pollo para paliar la situación.

Comments

Comments are closed.