Un joven tatuador colombiano, identificado como Eric Yeiner Hincapié Ramírez, de 22 años de edad, se autodenomina “Kalaca Skull”.

Ramírez se sometió a diferentes cirugías plásticas con la finalidad de parecerse a una calavera, por lo que para lograr el mayor parecido, se cortó la nariz y las orejas y se tatuó tanto la cara como el cuerpo.

No obstante, el hombre también se cortó la lengua en dos parte para darle similitud a la de una serpiente. El tatuadtor se define como “una personal normal que tiene un aspecto diferente a los demás”, reseñó Río Noticias.

Comments

Comments are closed.