Como un consuelo frente a la devastadora crisis económica, los venezolanos podrán al menos seguir disfrutando de sus reinas. El emblemático concurso Miss Venezuela salvó su edición de 2018, que estuvo en el limbo por una demanda judicial.

El evento, uno de los espectáculos de más larga tradición en la industria venezolana del entretenimiento, se realizará “en el último trimestre del año”, indicó un comunicado de la Organización Miss Venezuela, sin precisar fechas.

Previsto inicialmente para el 12 de septiembre, un tribunal de Caracas había ordenado en agosto su suspensión por una querella de la exconcursante Veruska Ljubisavljevic, quien exigía su derecho a participar en el Miss Mundo 2018, el próximo 8 de diciembre en China.

Aunque ha perdido brillo en los últimos años debido a la crisis, el certamen en el que se elige a Miss Venezuela sigue siendo un escape televisivo para los venezolanos, que se jactan de ser una máquina de reinas de belleza.

Según un comunicado publicado en su cuenta de Instagram, fue admitida -como una concesión especial- la participación de Veruska Ljubisavljevic al certamen internacional Miss Mundo en su 68va edición, a celebrarse en Sanya, China. Por esta razón, Ljubisavljevic decidió desistir de la acción de amparo que había interpuesto contra la Organización Miss Venezuela y, por ende, renunciar a la protección cautelar que impedía la realización del Miss Venezuela 2018.

Hasta ahora, se desconoce si el evento se realizará en el Poliedro de Caracas o en los estudios de Venevisión.

La Organización Miss Venezuela y la Organización Miss Mundo informan que fue admitida -como una concesión especial- la participación de Veruska Ljubisavljevic al certamen internacional Miss Mundo en su 68va edición, a celebrarse en Sanya, China. Por esta razón, la Srta. Ljubisavljevic decidió desistir de la acción de amparo que había interpuesto contra la Organización Miss Venezuela y, por ende, renunciar a la protección cautelar que impedía la realización del Miss Venezuela 2018.  Si bien es cierto que Veruska Ljubisavljevic fue seleccionada en un concurso local celebrado en noviembre de 2017, es decir, con más de doce meses de anticipación del Miss Mundo 2018 y que, además, excede la edad máxima permitida por el certamen internacional; luego del esfuerzo sostenido y de varias conversaciones por parte del Comité Ejecutivo, la Organización Miss Mundo decidió admitirla, como una consideración especial. De esta forma, la Organización Miss Mundo muestra su interés por la inclusión y por continuar apoyando la gestión del nuevo equipo de dirección de la Organización Miss Venezuela, así como su labor para renovar las reglas del certamen nacional, además de ratificar su voluntad de mantener la exitosa relación de confianza y colaboración de más de 45 años con Cisneros. El compromiso mostrado en la realización de un concurso independiente para la selección de futuras representantes de Venezuela para el Miss Mundo, siguiendo el lema de “Belleza con Propósito”, aunado a las medidas para mejorar los controles internos, el nuevo Código Ético y de Conducta y el plan de trabajo presentado por el Comité Ejecutivo de la Organización Miss Venezuela, fueron claves para lograr el acuerdo. Todo ello permitirá a ambas organizaciones seguir trabajando en conjunto para cumplir la misión de continuar fortaleciendo y proyectando a las mujeres del siglo XXI. En acuerdo con la Organización Miss Mundo, la edición del certamen Miss Venezuela 2018, que se realizará en el último trimestre del año, permitirá seleccionar a la representante de nuestro país para el Miss Mundo 2019. De esta forma, la ganadora del certamen Miss Venezuela 2019, nos representará en el Miss Universo 2019.

Una publicación compartida por Miss Venezuela (@missvenezuela) el

Comments

Comments are closed.