Este jueves, el presidente del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) en el exilio, Miguel Ángel Martín, se reunió con el secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, para hablar sobre la sentencia contra el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, por supuestos hechos de corrupción en el caso de la empresa brasileña Odebrecht.

Asimismo, conversaron sobre los pasos a seguir conforme a la Constitución de Venezuela para la “ejecución” de la decisión legal. Hace dos semanas, el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) en el exilio condenó en Bogotá al presidente de ese país, Nicolás Maduro, a 18 años y tres meses de cárcel por los delitos de corrupción propia y legitimación de capitales, en un caso con la constructora brasileña Odebrecht.

“Las penas de delitos cometidos deben ser impuestas en su término medio tomando en cuenta las circunstancias agravantes y las consideradas por este órgano jurisdiccional (…) quedando las penas a aplicar para ambos hechos delictivos de la siguiente manera: 18 años y tres meses de reclusión”, manifestó el magistrado Rommel Gil durante la audiencia que se realiza en el Congreso de Colombia.

Gil detalló que la condena se debe cumplir en la Cárcel de Ramo Verde en el estado de Miranda, donde estuvieron encarcelados los opositores Leopoldo López y Daniel Ceballos, exalcalde de San Cristóbal (estado Táchira).

Comments

Comments are closed.