Pasa en Venezuela

Funcionarios que hacen “matraqueo” en dólares

0

Josué Suárez, dueño de una carnicería en San Francisco, salió de cacería de su casa en La Coromoto a cazar conejos en La Cañada de Urdaneta. A pesar de los 60 días de suspensión del porte de armas de fuego ordenada por los ministerios de Defensa e Interior y Justicia, tomó su escopeta calibre 20 y emprendió su rumbo.

Tenía tres horas en su hobby cuando el Cuerpo de la Policía Bolivariana del Zulia se acercó, atraídos por el ruido de los disparos.

Suárez sabía que había infringido la ley, y pensó que con algunas explicaciones y disculpas el asunto pasaría por alto. Sin embargo, los funcionarios sin titubear fueron directo al grano, el “matraqueo”.

“Dame 200 dólares, y así evitáis que te ponga preso y te decomise la escopeta”, le exigieron al cazador.

“Me dejó frío. Le dije que yo no manejaba dólares, que le podría tirar algo en bolívares o regalar unos kilitos de carne, pero se arrechó, se sintió ofendido”, relató a Versión Final.

Apenas una semana le dieron para que consiguiera la enorme suma de dinero, lo escoltaron hasta su casa y le retuvieron el arma.

Situación parecida le ocurrió a Júnior Polanco, pero por una infracción con su vehículo. Trabajaba en la línea San Benito que cubre la ruta Maracaibo-Maicao, cuando fue interceptado por las autoridades.

El hecho sucedió a finales de abril, en una acabala de la Guardia Nacional Bolivariana, lo retuvieron por tener los seriales adulterados.

“El carro lo compré en Lara, pero nunca lo revisé. El guardia me pidió 300 dólares para no pasarlo a Fiscalía. Con la condición de que no lo sacará más de mi casa”, explicó.

El conductor no tenía ni la moneda estadounidense ni bolívares. Se vio en la obligación de quitarle los cuatro cauchos y la batería a su vehículo ante la presión que ejercían los funcionarios, quedándose sin trabajo.

Lo que dicen las autoridades

Hace alrededor de tres años, el entonces Defensor del Pueblo, Tarek William Saab, calificó la “matraca” como “una extorsión, un delito, que practica un funcionario revestido de autoridad, teniendo como plataforma una patrulla, un arma y una chapa”.

Comments

Comments are closed.